¿La CGTP del Perú se presenta a las elecciones de la mano de la socialdemocracia?

Dalila se aleja de Sansón con su cabellera, luego de traicionarlo. Oleo de Rembrandt

La CGTP, la Confederación General de Trabajadores del Perú, fundada por José Carlos Mariátegui el 17 de marzo de 1929, es según sus estatutos “una organización sindical, que desea representar los intereses de los trabajadores, tanto del sector público como privado; y lucha por la defensa de los intereses de la clase trabajadora“, es decir es un ente clasista por naturaleza.

En ese sentido, es poco serio y violatorio de sus estatutos que la CGTP participe institucionalmente en unas elecciones presidenciales, como si fuese un simple partido. Peligroso intento, además, dado que si lo anterior se diera, muchos gremios se saldrían de la confederación o pondrían su participación entre paréntesis, mientras dure esa aventura; aumentado la debilidad de los trabajadores ante una situación social y económica en crisis y agravada por los paquetazos laborales del gobierno de turno. Acción que favorecería a los que están interesados en debilitar aún más la organización de los trabajadores, en función a sus intereses particulares.

¿Y quién es el peón de esta acción? Es ni más ni menos que el pequeño y oportunista grupo socialdemócrata denominado “Nuevo Perú”.

Este fin de semana de frío agosto, una delegación plenipotenciaria de esa agrupación, conformada por su “candidata presidencial” (sin elección interna que la respalde ni tienda política que la acoja), y el director de la ONG APRODEH (ONG que recibe financiamiento de la NED y sus subsidiarias como el Instituto Nacional Demócrata de los Estados Unidos – NDI). Y como relleno (por su capacidad de negociación), una congresista con limitada experiencia, una asistente de un congresista arequipeño y un funcionario “ad honorem” que parece desconocer los fondos que alimentan a su movimiento; tuvieron una reunión semi clandestina (porque diversos gremios conformantes de la CGTP no están enterados ni la habían autorizado) con algunos dirigentes de esa confederación sindical.

Aquí, el señor director de APRODEH en una charla “co organizada” con el NDI.

La propuesta de la ex asistenta de Nadine Heredia y del director de APRODEH es: que la CGTP participe del proyecto electoral de Nuevo Perú. Para ello aceptan INCLUIR a dirigentes sindicales en su Frente electoral y que con su ayuda logren inscribirse y poder participar en las elecciones próximas. Es decir: “Los sindicatos ponen la gente, logramos la inscripción y les dejamos a estos, algunos puestos en nuestra lista”.  

Aquí si desean saber más de la NED: https://surhoy.org/2018/01/04/que-es-la-ned-y-quienes-son-sus-peones/

Evento de la NED con APRODEH, con la asistente de Nadine Heredia de expositora principal

Como siempre, y eso pasa en las mejores familias, algunos dirigentes de la CGTP se comprometieron a hacer de coordinadores, en especial un asiduo visitante de la embajada de los Estados Unidos, y la vicepresidenta, quien suponíamos que militaba en el Partido Comunista Peruano (PCP).

Aquí extracto del cable de la embajada, donde señala una de las reuniones con el dirigente de la CGTP.

La NED, esa organización que financia a distintas agrupaciones contrarrevolucionarias en Nicaragua, Venezuela e inclusive Cuba. Tiene como uno de sus órganos al Instituto Nacional Demócrata (NDI). La ONG APRODEH lideró acciones contra Venezuela desde hace lustros, fracasando en sus intentos. Ver:  https://surhoy.org/2015/11/19/la-derrota-de-las-ongs-de-la-izquierda-de-parroquia-ante-venezuela-y-ecuador/.

La congresista de Nuevo Perú, que antes fue la mano derecha de la procesada Susana Villarán decía que era una fiesta democrática entregar sus actas al NDI para su “conteo”. 

La NED tiene al «Centro de Solidaridad» de la AFL-CIO como órgano de línea dirigida a los sindicatos. Los otros son: el CIPE, Centro Internacional para la Empresa Privada, el NDI ya citado, y el IRI, Instituto Republicano Internacional (que financia al empresario Roque Benavides y a su ONG Reflexión Democrática, muy conocida por las congresistas de Nuevo Perú).  Desde hace años y en diversas tribunas se ha señalado el rol de la NED como un centro de fachada más de la CIA.

Conclusiones:

Si esta alianza contra natura y al margen de los partidos de izquierda, entre la CGTP y la agrupación Nuevo Perú se consolida, se espera una mayor dispersión de los trabajadores para la defensa de sus intereses. Y de facto desarticularía la principal base del PCP peruano.

Se fortalecería confederaciones “alternativas”, incluyendo la mundial que la NED promueve. Es decir: Otra traición más al trabajador organizado


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s